Apple gastó más de 3.000 millones de dólares en proveedores de EEUU en 2013

Apple contó con 7.000 proveedores estadounidenses en 2013

Es obvio que Apple es una empresa enorme en la actualidad. No hace mucho ocupó el primer puesto como empresa con mayor valor bursátil de la historia y aunque ahora mismo ya no está en una posición tan favorable, todavía sigue siendo una empresa tremendamente grande y de la que depende muchas otras empresas y familias.

Apple es parte de un programa del gobierno de los EEUU llamado SupplierPay. Este programa busca que grandes empresas como Apple cuenten con empresas más pequeñas de EEUU dentro de su cadena de suministros. Está promovido por la propia Casa Blanca y el objetivo último es demostrar que una cadena de suministros saneada es bueno para las compañías, sea cual sea su tamaño.

mac-pro

Apple es una de las grandes empresas que participan en esta iniciativa y según los datos publicados recientemente, la compañía de Cupertino gastó más de 3.000 millones de dólares en más de 7.000 proveedores de EEUU en 2013.

El grueso de las operaciones se centró en la fabricación del nuevo Mac Pro, el primer producto de Apple que se fabrica en EEUU en más de una década.

Apple ha trabajado con una firma con sede en Illinois para el desarrollo y fabricación del equipo. Según asegura Apple, trabajaron con el equipo de la empresa de Illinois en una nueva cadena de procesos y abastecimiento, además de la realización de más de 40 experimentos con diez aleaciones diferentes antes de encontrar la opción elegida para la fabricación del Mac Pro.

apple-tim-cook

Pero esta no es la única empresa estadounidense con la que trabaja Apple. La compañía utiliza “docenas” de proveedores de componentes procedentes de 23 estados diferentes de EEUU.

SupplierPay es una rama de QuickPay y, como podemos leer en Appleinsider, este programa busca el pago rápido de las facturas de proveedores por parte del gobierno. Permitiendo así que el capital fluya de una forma más rápida y las pequeñas empresas puedan hacer frente a pagos, estar al día con sus obligaciones y, por supuesto, seguir innovando y creando empleo y riqueza.

Es evidente que el aporte de Apple a este programa es enorme. 3.000 millones de dólares es una cantidad enorme y el hecho de que colabore con muchos proveedores diferente lo hace todavía diferente. Es posible que en un futuro esta cantidad se quede ridícula y Apple aumente todavía más su presencia en EEUU, sin duda algo que encantaría a las autoridades, las empresas y, también, las familias del país.

Deja un comentario